Archivo de febrero de 2012



IMPOSIBLE

 

Hace ya algunos meses que señalé que era prácticamente imposible que el Estado español redujera el déficit presupuestario hasta el 6%. Llevaba razón. Hemos superado el 8%. Y Bruselas quiere que lleguemos al 4%. También imposible. Estos días se han estado haciendo números y una rebaja de esta dimensión supondría unos recortes adicionales superiores a los cuarenta mil millones de euros. Y seguro que serían más, porque la esperanza de los ingresos, tampoco se cumpliría.

Además a mayor recorte, menor actividad económica. Inevitable. ¿Estamos en recesión?. También las autoridades comunitarias, el comisario económico, anunciaban recientemente que España ha entrado en recesión. ¿Noticia?. No, ninguna. Que la economía está renqueante ya se sabía, se sabe de cada día. O sea que estamos mal. ¿La terminología?. Depresión, recesión, contracción. Da igual. No vamos ahora a discutir o definir conceptos macroeconómicos que estudiamos en nuestros años de universidad. La realidad es que vamos hacia atrás, en vez de marchar hacia adelante.

Porque, la reducción del déficit en unos porcentajes tan importantes, solamente es posible con una actividad económica que genere riqueza y puestos de trabajo. Y aumente los ingresos del Estado. Y para que ello se produzca, hace falta inversión. Y para que se produzca la inversión, son necesarios como mínimo dos elementos: que fluyan los capitales, propios o ajenos y que por supuesto existan personas, los llamados emprendedores o empresarios que estén dispuestos a asumir un riesgo. Si los emprendedores existen, pero no tienen dinero, mal. Los bancos no se lo van a prestar, a excepción de unos pocos, aislados casos, porque nadie les va a avalar. Y para los que disponen de fondos importantes para invertir, se lo van a pensar dos veces antes de entrar en una aventura empresarial. ¿En qué sector?. ¿ Que negocio?. Pues no hay tantos en nuestro país capaces de generar unas rentabilidades importantes. Hemos caminado creyendo que el maná de la inversión, no fallaría nunca. Y está fallando estrepitosamente.

¿Qué hacer?. Se tendrá que seguir negociando con Bruselas. Y convencerles que no hay otra alternativa que mantener unos déficits elevados. Que si nos hundimos, también se van a hundir ellos. Porque Europa,- toda Europa- está bastante mal.

¿Y la receta de dejar a un lado la estabilidad sacrosanta de la Sra.Merkel y entrar en una devaluación suave del euro para acercarse al dólar?. Pues ya lo he predicado por aquí en algunas ocasiones. La política de austeridad a toda costa, no va a funcionar.

Seguro.

 

 

Miércoles, 29 de febrero de 2012

PÚBLICO

 

El jueves en el almuerzo mensual de Catalunya Societat Civil, me entero que el diario Publico desaparece. La edicion impresa dejara de publicarse. Y no se sabe que va a suceder con la digital. La aventura de Jaume Roures y Tatxo Benet, antiguos periodistas de TV3,  en el ámbito de la prensa tradicional, ha terminado. Mas de ciento sesenta empleados. La mayoria van a ir a engrosar las cifras del paro. Y queda por demostrar si la apuesta por el diario digital es negocio.

¿ Que ha costado la experiencia? ¿Cincuenta, sesenta millones de euros?. Pues probablemente. Y me quedo corto. Un dinero perdido. Otra empresa que se va al cielo.

Me he preguntado con algunos amigos, cuanto tiempo les queda a los periódicos, en sus ediciones impresas. Alguien me dice que un máximo de cinco años. Que cada vez se venden menos periodicos. Una verdadera calamidad para el sector del papel y la imprenta.

Se esta viviendo una auténtica transición. Ni se gana dinero en los kioskos, vendiendo La Vanguardia, el Pais, Mundo o Abc, ni tampoco estos rotativos lo ganan, con sus noticias en Internet. Internet es la imágen de lo gratuito. Cualquier informacion está a tu alcance. ¿ Pagar?. No, nunca. Sale a cuenta seguir buscando lo que uno quiere hasta encontrarlo. La cultura del servicio o la información en Internet y de que éste servicio tiene un precio, no existe. Los únicos que hacen negocio, a costa de todos los que suministramos noticias a la red, son los señores de Google. Estos sí que ganan dinero. Treinta mil millones de dolares de reservas, en sus balances. Y todos quieren estar en Google. Y están dispuestos a gastarse las sumas que hagan falta, para figurar en primer lugar.

Sí, llegará un día que la información tendrá un precio. No toda. La que a uno le pueda interesar más. La que tenga un mayor numero de contenidos. Y la calidad de éstos. Estamos ya empezando a vivir el proceso. Lo dicho. En cuatro o cinco años, el horizonte habrá cambiado de manera sustancial. A pocos o nadie se le ocurrirá crear un periódico impreso. Esto formará parte del pasado. Habremos perdido el poder de monopolizar, de apoderarnos de un ejemplar de periódico, como algo propio e inherente a nuestra cultura y que forma parte del paisaje del hogar. En su lugar, abriremos el ordenador, el  iPad, o un artilugio semejante. Al final nos acostumbraremos. Habremos perdido el calor, la humanidad del papel para sumergirnos en el anonimato del mundo virtual.

Sí,el cambio, la revolucion es inevitable.

Domingo, 26 de febrero de 2012

URDANGARIN, VA Y VIENE

 

Hoy sábado, todo el mundo parece estar pendiente de lo que va a suceder con Urdangarin. Esta mañana, se ha ido al Juzgado de Palma para que el juez Castro le interrogara. Se explican muchas versiones, muchas historias sobre las actuaciones del yerno del rey, como relaciones públicas y promotor de actos deportivos en beneficio de ayuntamientos y corporaciones; pero poco, de lo que todo ello va a significar en el plano penal, de los delitos, si es que estos se han cometido.

No conozco detalles del asunto, pero por lo que cuentan los periodistas y se lee en algunos artículos de opinión, no creo que la instrucción pueda dar mucho de sí. Si los estamentos públicos encargaron a la fundacion Noos de Urdangarin un serie de servicios y pagaron por ello, dificilmente se podrá hacer responsable de esta actuación al duque. Se adoptaron unas decisiones, bien o mal, para pagar a unos,- llamémosles profesionales-, y se trata de dirimir si el precio pagado fue muy alto o muy bajo. Esto es, si se correspondía, con los servicios efectivamente prestados. Complicado. Y resolver esta cuestión, no determina necesariamente una responsabildad penal.

Luego está el problema de los impuestos y las facturas ficticias. Aquí posiblemte pueda existir una responsabilidad, si se prueba que se facturaron al Instituto Noos unos servicios inexistentes, para enmascarar unos gastos que tampoco existieron y asi disminuir las ganancias de la fundacion. ¿Cómo y de qué manera intervino Urdangarin en todo ello?. Si llega a concluirse que existió una evasión fiscal y que las facturas eran realmente ficticias, el juez podria estimar que inciden las circunstancias propias del delito.

Pero de aquí a que un tribunal vea y juzgue, vamos para largo. Porque, de momento, nos hallamos solamente en la fase instructora. Esto es, de investigación de lo que ha sucedido. Y luego en el tribunal que entienda de la fase oral, -si es que se llega a ella,- tendrá que repetirse otra vez lo que ahora se esta viviendo.

Me atrevo a decir que lo de Urdangarin no va a ir mucho mas lejos. Que a lo mejor se queda en la fase instructora.

Y que lo van a dejar tranquilo pronto.

A ver si me equivoco.

 

Domingo, 26 de febrero de 2012

“PATRIA O MUERTE”

Algo o mucho de esto ha dicho Jordi Pujol. Octogenario. Pero que sigue en la brecha. Está de buen ver. El otro día apareció por la televisión. Y dijo así, como sentenciando, que o “había pacto fiscal o muerte”.  Y me acordé de los cubanos. De los anuncios, de “patria o muerte” , llamando a la movilización de corazones y almas. La frase mágica, sempiterna, vacia.

En las postrimerías del ciclo vital, Pujol se ha vuelto mas radical y contundente. Parece que el tiempo se acabe. O ahora o nunca. Pacto fiscal,ya. El asunto se ha tornado de una urgencia extrema, inaplazable. Curioso. En tantos años que Pujol ha mandado, ha gobernado en plan virrey, nunca se habia planteado la cuestión del pacto fiscal a la vasca, porque en realidad lo que se quiere es el concierto. ¿ Porqué ?. Lo habría podido plantear en cualquiera de las legislaturas, donde obtuvo amplias mayorias. No lo hizo. Tampoco cuando se negoció la última reforma estatutaria. Todo el mundo parecia estar de acuerdo con la nueva redacción, incluídos los aspectos tributarios. Está claro. Hace años que yo quería, que quiero para nosotros, – y porque no para el resto de España,- el concierto. Lo de la historia, para justificar la excepción del pais vasco, no es excusa.

Más tarde, después de las disputas estatutarias, Convergencia, cara a las elecciones, jugó una vez más al oportunismo y se sacó de la manga el famoso pacto fiscal. El mensaje podia tener fuerza frente a quienes se impacientaban y querían  hablar claramente de independencia. Después, el partido popular ha obtenido la mayoría absoluta. Y se ha tenido que seguir con el mismo mensaje para mantener vivo el fuego de la ilusión.  Incluso Pujol ya habla abiertamente de plantearse la independencia de Catalunya, si lo del pacto fiscal no va adelante. Aunque he visto que pasa de puntillas en esta espinosa cuestion y trata de eludir explícitamente aquella palabra.Y por esto sustituye lo de la independencia, por la extincion, por la nada, por la muerte. Pujol esta instalado en la fatalidad, en el apocalipsis.

¿cosas de la edad?. Pues podria ser. 

 

 

Domingo, 26 de febrero de 2012

LA CALLE

 

Después del hundimiento socialista, los sindicatos se han tirado a la calle. El domingo congregaron a todas sus huestes, amigos, conocidos y curiosos, en un día de sol. Protestas contra la nueva reforma laboral. Han estado quietos, mudos durante muchos años y ahora que mandan los populares es hora de levantarse y dejar oír su voz. Ya se sabía.

Por supuesto, la cantinela de siempre. Recorte de los derechos laborales y del estado del bienestar. Ni una palabra de los cinco millones y pico de parados. De la ineficacia de otras reformas laborales que se lanzaron hasta ahora y de las miles y miles empresas que han cerrado durante todo este tiempo. Y tampoco por supuesto, de que cuando mandaban los socialistas nadie invertía en este país. Y que de lo que se trata ahora, es de ver si con otra política la economía puede volver a funcionar.

Rajoy ha dicho que la reforma laboral no va contra nadie. Que el objetivo es la creación de puestos de trabajo. Ya he dicho aquí muchas veces que no soy del partido Popular, pero que lo que me gusta es el realismo, el tocar de pies en el suelo. Y más en los momentos tan dramáticos que estamos viviendo. Si la reforma laboral permite a los empresarios flexibilizar la actividad cuando la coyuntura es complicada, será más fácil que mantengan en pie a la empresa. El sentido común explica el que una empresa no pueda mantener el mismo nivel de costes, cuando la economía prospera que cuando las ventas disminuyen. Pero por mucho que estos razonamientos tengan una significación sencilla, los que estaban manifestándose  ayer, ni se enteran, ni quieren saber nada de ello.

Porque, ¿cuál es la alternativa que presentan, PSOE, UGT, Comisiones y los de Izquierda Unida o como se llamen?. Pues ninguna. Absolutamente ninguna. La protesta por la protesta. No dicen de qué forma, ellos entienden, que se crearían más puestos de trabajo. Cuál sería la fórmula mágica para la creación de empleo. No se sabe. Están instalados en la negación, en el “no” absoluto. Lo demás poco importa. Lo único que interesa es mantener las prebendas sindicales, el poder de condicionar la vida de la empresa, cobrando comisiones cuando se producen reestructuraciones o cierres; una espada de Damocles, en definitiva, que ha servido de forma clamorosa, para destruir puestos de trabajo.

Espero que en el Parlamento, se mantenga la ley recientemente promulgada.  

Y que protesten. No pasa nada.

Lunes, 20 de febrero de 2012