TRUMP. EL VEINTE POR CIENTO

 

Trump sigue actuando como un empresario preocupado por la cuenta de resultados, por la facturación y por la ampliación de los negocios. Está convencido de ello. Por propia experiencia. Y cree que si el impuesto de sociedades, baja al 20% esto estimulará el crecimiento. Y que además si da facilidades para que las empresas norteamericanas repatríen los fondos depositados ahora en el extranjero, ello va a beneficiar la inversión en activos del país. Después de una serie de objetivos fallidos por las resistencias del Congreso, parece que el tema impositivo pueda tener luz verde.

Claro que los economistas que apuestan por una mayor presencia del Estado en distintos ámbitos de la vida ciudadana, ya se han apresurado a oponerse, considerando que con menos impuestos, también los ingresos serán menores, con lo cual tendrán que arbitrarse otras políticas que compensen estos descensos. Quienes se expresan en estos términos marginan un factor o circunstancia elemental. Esto es, a menores impuestos lógicamente la actividad económica debería ser superior. Más dinero en la cartera de las empresas, más inversión, más ocupación y más dinero en el bolsillo de los consumidores.

Bueno ya sé que no siempre esta ecuación se ha producido. Es decir a menor presión impositiva, más crecimiento. Pero no se puede negar lo elemental del aserto. Lo que sucede es que quienes lo atacan, no creen, son escépticos en la capacidad del sector privado para tirar del motor de la economía. Y confían en el sector público para liderar los avances o los cambios. Y es cierto que en alguna ocasión de crisis profunda esto ha sucedido. Pero no vamos a convertir lo excepcional en normal.

Si Trump consigue convencer a republicanos y demócratas en este empeño, se abrirá una nueva era en el ámbito de la imposición a las empresas. Y ya vereis como más tarde muchos países europeos, empezarán a imitar esta tendencia. Algunos ya lo han llevado a la práctica. Entre otras razones porque el nivel de asfixia fiscal está condicionando iniciativas e inversiones en el centro y sur del viejo continente.

 

29 de septiembre de 2017



Deja un comentario