Archivo de octubre de 2019



EL NEGOCIO PUBLICITARIO DE GOOGLE

 

Se sabe o se dice poco de ello. Que Google es una gran agencia publicitaria. O una empresa de “medios”· Esto es, que brinda a las agencias publicitarias, espacios para que los clientes se puedan anunciar.

Sin los ingresos procedentes de publicidad Google sería menos Google. La publicidad le reporta al gigante del famoso buscador, más del 80% del total de su facturación. En lo que va de año Google ha facturado más de 115.000 millones de dólares y tal como he mencionado, la mayor parte de esta cifra, proviene de la publicidad que genera entre otros artilugios digitales, el tan conocido “Adwords”.

Porque el “buscador” como tal, no representaba un negocio. ¿De dónde podían proceder los ingresos?. El que el buscador funcionara mejor o peor que otros, no iba a significar una mayor diferencia a la hora de contabilizar las entradas de fondos. Pero a los creadores y ejecutivos de Google se les ocurrió la idea mágica. Utilizar el buscador como medio para captar publicidad. Si se lograba encontrar la fórmula, a través de la cual las empresas pudieran utilizar Google para publicitar y vender sus productos por todo el mundo, el éxito estaba asegurado. Y el procedimiento con el algoritmo correspondiente, se consiguió felizmente. Se trataba de que cada cliente indicara que campos eran los que más interesaban. Relativos naturalmente al sector, al producto que demandaba el público. Y a partir de ahí, remitir las frases que la empresa entendía eran las más idóneas para que el comprador adquiriera la mercancía. De este modo, cuando el consumidor utilizaba Google para obtener una información sobre el producto que necesitaba, se encontraba con la publicidad de una, dos o más empresas que se lo ofrecían. Con un ingrediente que era de lo más apetitoso: el cliente de Google solamente pagaba por “clic”. Esto es por las veces que se tecleaba el anuncio correspondiente. Y además, otra novedad. En función del interés del mercado por un sector o servicio, el precio del anuncio oscilaba en función de una bolsa que cruzaba demandas y ofertas. Como se puede observar, todo atado y bien atado.

¿Seguirá funcionando el invento muchos años?. De momento la publicidad en Internet ha hecho un daño tremendo a los canales clásicos de distribución.  A los medios, sean prensa diaria, revistas, televisión o radio. La publicidad en Google ha revuelto las aguas del mundo publicitario y ha prácticamente monopolizado la utilización de este vehículo en la nube. ¿Hasta cuando?.

Google debe dispone de unas reservas líquidas, -esto es dinero contante y sonante-, superiores a los cien mil millones de euros.

Google, para  rato.

 

Jueves, 31 de octubre de 2019

BANCOS, ¿QUE QUIERE QUE LE VENDA?

 

Fondos de Pensiones, viajes, coches, seguros, casas, también patinetes. Todo, absolutamente todo lo que se pueda financiar se lo venden los bancos. Creo que ha sido Caixabank que ha conseguido en un tiempo record vender siete u ocho mil vehículos  ”minis”. Aunque esto sí, todos de color blanco. O sea que si Vd. está enamorado de este coche pero deseaba adquirirlo de otro color, ya no entraba en la oferta bancaria.  O blanco o nada.

La financiación al sufrido consumidor está a la orden del día. Y a la orden de los programas televisivos “prime time.” De manera inexorable el tele espectador se encuentra noche tras noche con anuncios de soberbios modelos SUV, que es lo que ahora se lleva, a tentadores precios de venta. Bueno, tentadores que ascienden a los 25 o 30.000 Euros. Pero el anuncio depara una novedad que arrastra a la decisión del cabeza de familia o de su mujer. El coche puede ser suyo por 95, 195, 295, euros al mes, según elija marca y potencia. Claro, con estas modestas sumas, el matrimonio hace números y decide al día siguiente hablar con el “gestor” de su banco.

Naturalmente el gestor escuchará con atención la solicitud del cliente y en pocos segundos tendrá en pantalla, su trayectoria económica, vida y milagros. Si el cliente ya dispone de una hipoteca, de un fondo de pensiones, de un seguro de hogar y ha de tener también en cuenta las domiciliaciones de fin de mes, el empleado bancario se preguntará, si ahora se suma la financiación del vehículo, qué es lo que va a quedar de la nómina cuyo importe se abona también en la cuenta bancaria.  Posiblemente llegue a la conclusión que con la compra del vehículo, la familia estará condenada una gran parte del mes a raciones consecutivas de pizzas. Que son económicas y satisfacen al estómago.

Lo que estoy escribiendo forma parte de la estrategia bancaria actual. “Le vamos a dar al consumidor lo que la hace falta hoy, le vamos a hacer la vida agradable mañana, satisfaciendo sus mayores deseos y asegurando su futuro con una pensión, a la que va a ir contribuyendo de por vida.”

¿Que os parece?. Los bancos se preocupan de nosotros. De que no nos falte nada. Y de procurarnos todos los productos de la sociedad del bienestar, a precios razonables. ¿Qué más podemos pedir?. Ah, me olvidaba. ¿Y ellos qué cobran por prestarnos el dinero y facilitarnos el servicio?

Voy a ver si lo averiguo en alguno de los spots de televisión.

No será fácil

 

Miércoles, 30 de octubre de 2019

HIPOTECAS – 30%

 

De novedad ninguna. Que el volumen de concesión de hipotecas en estos últimos meses ha caído en un 30% comparado con lo que sucedía un año antes, cuando la nueva ley que regula estas operaciones aún no había entrado en vigor, es simplemente la constatación de una noticia ya esperada.  Cierto que la ciudadanía se quejaba de la arbitrariedad bancaria en el establecimiento de condiciones leoninas, de las famosas “cláusulas suelo” y otras lindezas semejantes. Y ahora lo que tenemos es una ley que intenta tapar todos los agujeros posibles. Que sea garantista para unos y otros. Para el consumidor y para los bancos. ¿Y a costa de qué?. Pues a costa de la burocracia. De los departamentos de “compliance” de los bancos, de papeles y más papeles que se han de firmar, además de las que se estampan en los programas o aplicaciones del ordenador.

Firmar hoy una hipoteca es semejante al matrimonio. Los esposos acuden a la iglesia a que se les exhorte acerca del acto tan solemne que van a celebrar. Pues con las hipotecas algo semejante. Lo prescribe la nueva ley. El notario tiene que oficiar como canónigo mayor recibiendo a los que van a suscribir el crédito hipotecario, en fechas previas a la firma de la escritura pública. Y en esta visita preliminar el notario les instruirá sobre las condiciones del préstamo, sobre la naturaleza de la hipoteca y lo que naturalmente les puede suceder si algún día no pagan lo que deben. Y una vez instruídos de todo ello, se fijará la fecha en la que se formalice la susodicha hipoteca y en la que el notario, volverá a insistir en las obligaciones y derechos de los  que reciban el crédito. No estoy muy seguro de que éstos se hayan enterado de lo que les habrán explicado. Pero para el banco y para el notario, el trámite habrá sido importante. Evitar que algún día se reproche al notario que no explicó lo que debía o que el banco ocultó una información relevante. Como que en estos últimos años las entidades bancarias han hecho de los juzgados su segunda casa, quieren evitar a toda costa que estos sucesos se vuelvan a repetir.

Así las cosas, no será fácil que se produzca un aumento importante de la concesión de créditos hipotecarios. Juega también en contra la debilidad de la coyuntura económica y el menor riesgo que están dispuestos a asumir los bancos. Luego, la situación política, tampoco favorece el que uno quiera endeudarse. Los precios de la vivienda en las grandes ciudades han empezado a bajar, pero no espero que ello genere una reacción positiva hacia una mayor compra de inmuebles.

Hago un resumen. En el actual momento que vivimos la nueva ley hipotecaria va a ser más un lastre que un incentivo económico. A veces no damos importancia a cuestiones menores, que sin embargo constituyen tropiezos u obstáculos que dificultan el avance.

Y de obstáculos tenemos hoy, ya bastantes.

 

 

Martes, 29 de octubre de 2019

PIÑERA / BACHELET

 

Muy difícil, complicado revertir una situación. Hablo de Chile.De los recientes episodios de protestas y malestar que se iniciaron con el aumento de precio de un servicio público. Piñera, el presidente está tratando de maniobrar con cierta agilidad y ha empezado por cesar a la totalidad de su gabinete. Y también reconociendo errores y pudiendo perdón. Aunque seguro que no, que no le perdonan.

¿Cuando tiempo lleva Piñera en el Gobierno?. Pues algo más de un año, al suceder a Michele Bachelet, que también ocupó la presidencia de Chile en dos ocasiones. Sebastián Piñera y Bachelet se han turnado el poder en los últimos ocho años. ¿Quien es entonces el culpable de lo que está sucediendo?. ¿No sería más prudente, más equitativo, más justo concluir que la responsabilidad ha de ser compartida?. Bachelet está por supuesto a la izquierda de Piñera que es un acaudalado empresario. Pero en los tiempos del gobierno de izquierdas, también hubieran podido producirse reformas de más calado,a fin de prevenir revueltas futuras. Pero no se  hizo y que recuerde no hubo ninguna exaltación en la calle. Ha tenido que llegar la derecha de Piñera, para inculparle, echarle la responsabilidad de las injusticias de un sistema económico en el país de Sudamérica que según estadísticas es el que mejor funciona de los de su entorno.

Algo semejante sucede en Argentina. La señora Fernández de Kirchner, después de verse envuelta en turbios asuntos de corrupción, dejó pasó a Macri, el político conservador que debía ordenar la economía y la hacienda argentinas, tras los socavones del kirchnerismo.  Pero cuatro años no han sido suficientes para arreglar los enormes desperfectos. No sé si en realidad Mauricio Macri se lo creía. O bien, se apuntó a un voluntarismo que en Argentina dificilmente puede prosperar. También aquí se puede señalar, ¿La responsabilidad de lo que sucede hoy en el país, es sólo de Macri?. ¿No se arrastra la penuria desde la larga época en la que el matrimonio Kirchner ejerció el poder?. Pues sí. Pero como en ocasiones la memoria del pueblo es corta o este mismo pueblo espera el milagro, se ha vuelto la vista a la señora Kirchner y la ha aupado con un porcentaje importante de votos a la vicepresidencia, con otro Fernández, de nombre Alberto, a la presidencia.

¿Cosas que suceden únicamente en el hemisferio austral?. No, necesariamente. La política es pródiga en acontecimientos singulares, de interpretación diversa. España es un ejemplo de ello.

 

 

Lunes, 28 de octubre de 2019

FRIDMAN / DIA

 

Los contenciosos en el ámbito bursátil abundan. Se invierten fondos en una sociedad, después de leer algunas informaciones que recomiendan la compra de las acciones y más pronto que tarde se advierte que lo que se anunciaba como una gran operación, se va desvaneciendo. En julio de 2017 las acciones de DIA cotizaban a seis euros y el señor Fridman se ha hecho ahora con el poder en la empresa, comprando los títulos a 0,67 euros. Los que habían comprado acciones hace tres o cuatro años, no se acaban de creer esta hecatombe. Que la empresa ahora valga un 10% de lo que costaba en la época ya mencionada. ¿Que ha sucedido?. ¿Quien ha enredado a quien?. El inversor que adquirió el papel cuando la cotización estaba alta, puede concluir que o bien las entidades bancarias que recomendaban la compra de DIA lo hacían para asegurarse el cobro de comisiones, o los balances no reflejaban la verdad de lo que sucedía en la empresa.

Algunos inversores molestos con lo que ha estado sucediendo, han presentado las correspondientes denuncias. Uno de los argumentos estrella es el de que Fridman, el potentado ruso que se ha hecho con el control, forzó la caída de los títulos a fin de que las sumas a desembolsar para adquirir paquetes importantes fuera menor. La explicación es sencilla. Cuando menor sea el precio de los títulos más económica resulta la operación. Pero una cosa es justificar la caída por la presión de quienes venden y otra aportar las pruebas que demuestren que Fridman está detrás de la maniobra. Para ello  tendría que efectuarse un seguimiento de las órdenes de venta producidas a lo largo de semanas y conocer quienes son las personas, agencias o sociedades que ordenaron las mismas. Y también, naturalmente la relación jurídica que podría existir entre aquellas ventas y los representantes en Bolsa del inversor ruso. Total, muy complicado. Me temo que en el Juzgado no va a suceder nada y que quienes compraron acciones de DIA a seis euros, habrán perdido la mayor parte de su inversión, a menos que esperen una temporada a que la acción se recupere.

Lo de DIA es un episodio más de lo que sucede con más frecuencia de lo deseable en el ámbito bursátil. Por parte de la Administración se intenta con regulaciones tipo “Buen Gobierno”, “Compliance” o Reglamentos societarios, reforzar los criterios de racionalidad y eficacia, que deben existir en las sociedades cotizadas. Que la Bolsa no sea en definitiva un casino, en el que todo puede ocurrir.

Pero entre el deseo y la realidad existe aún un largo trecho.

 

Domingo, 27 de octubre de 2019