Archivo de diciembre de 2019



LA ÚNICA REALIDAD

 

La única realidad, la única verdad,ahora que termina el año, es que Catalunya sigue dividida. Los catalanes no somos un solo pueblo. Somos dos. Y esto debilita a Catalunya. ¿Es esto lo que queremos? ¿Sabemos a dónde vamos? ¿Es éste nuestro destino? ¿Es esto lo que nos hace felices?

Me pregunto si estamos condenados a seguir por este camino en los albores de este 2020. Si no existe entre nosotros la capacidad, ni la fuerza para rebelarnos. Por una situación que nos lleva a la desgracia y a la frustración.

Hasta hoy la contestación ha de ser negativa. Claro que lo que sucede no es nuevo. Lo sabemos. Se ha repetido a lo largo de la historia. Y nunca, nunca los trances que se vivieron tuvieron un buen final.

Uno de los volúmenes de la obra completa de Josep Pla, se llama, «Prosperitat i rauxa de Catalunya.» Y dice en su introducción Pla, » El título de este libro que podría parecer arbitrario, quizá no le sea tanto, si pensamos que todos llevamos dentro, esta prosperidad y esta rauxa , que nos caracteriza  y que frecuentemente queda reflejada  en situaciones y personajes que deambulan por estas páginas..»

Lo decía Pla en 1976 al referirse a pasajes de sus artículos escritos a inicio de la década de los 20.

Han pasado cien años desde entonces. Y no hemos cambiado. Seguimos en la misma máxima. Catalunya es un país prospero, amenazado siempre por rasgos, por destellos de irracionalidad. Y no dudo hoy en afirmar que el grado de irracionalidad de los que mandan en nuestras instituciones supera con creces a sus deseos y a su voluntad de prosperidad. 

Y no veo que el viento amaine. Que se haga una confesión sincera de pasados errores y un firme propósito de enmienda. Al contrario. Se sigue persistiendo en unos objetivos inalcanzables, con el fin de mantener el poder.

Mientras tanto la situación seguirá afectando a la deseada «prosperidad» de la que habla Pla. No hace falta insistir en ello. La «rauxa» está barriendo a la «prosperidad», cuando la Caixa y otras grandes empresas se van de Catalunya. Cuando perdemos importancia e influencia frente a otras zonas más prósperas del Estado español. 

No, aunque lo deseo fervientemente, no contemplo el inmediato futuro con optimismo. Seguiremos divididos. Sin establecer entre nosotros un diálogo que permita superar los dogmatismos que hoy impiden el acercamiento.¿Que ha de ocurrir, para que algún día Catalunya hable con una sola voz?. ¿Para que los llamados «independentistas» y «constitucionalistas», se sienten, -como catalanes, todos que son,-buscando el pacto y la concordia?. ¿O es que ya hemos llegado tarde?.

Sí, me resisto a creerlo. 

Pero podría ser.

 

 

martes, 31 de diciembre de 2019

DERECHO A LA VIVIENDA Y LIBERTAD DE EMPRESA

 

Me encuentro con una sentencia del Tribunal Constitucional de hace un par de años que dice: «las regulaciones públicas que afecten al ejercicio de una actividad empresarial han de ser adecuadas, sin que las limitaciones que impongan dichas regulaciones, supongan un condicionamiento al libre ejercicio de una actividad económica, sin que puedan comportar una privación de este derecho por su intensidad.» También en otra sentencia análoga dice el Tribunal «que la normativa pública que afecte a una actividad empresarial no ha de ser irracional o arbitraria…»

Viene esto a cuento, por las nuevas leyes que en el ámbito de la vivienda se han promulgado por parte del Ayuntamiento de Barcelona, hace pocos días. Los preceptos han venido bendecidos por los socialistas, Comunes, y también por la PAH, -esto es la agrupación que se ocupa de los desahucios hipotecarios- y el sindicato de arrendatarios, que también existe. Todos han proclamado su satisfacción por las novedades introducidas en la materia, que tienen como objetivo hacer asequible la vivienda a los barceloneses y a los que no lo son, pero quieren serlo. Pero me sorprende que en la negociación y tramitación de este procedimiento, no se haya consultado u oído a los promotores o constructores, que son los que «hacen las casas.» El presidente de los promotores ha manifestado que a ellos nadie les ha dicho nada. Y que por tanto las nuevas disposiciones se han hecho a sus espaldas.

Por mucha vivienda pública que quiera construirse, me pregunto si puede dejarse a un lado a la iniciativa privada. Está claro que la Sra. Colau no cree o cree poco en la empresa y en los empresarios. Pero asumir que el problema de la vivienda en Barcelona, en los municipios del área metropolitana, se va a minorar sin la participación de los industriales del sector, tiene poco sentido. A todos los integrantes de esta amalgama de partidos y grupos que han alentado la nueva normativa, tendríamos que leerles el resumen  de las sentencias que he transcrito antes. No creo que ello les convenciera, pero por lo menos podrían quizá considerar en un futuro más o menos próximo, que han de contar en la sociedad que nos hemos dado, con todos los interlocutores que pueden contribuir a afrontar con seriedad y realismo el problema.

Dejar a un lado la ideología e ir hacia el pragmatismo. Por mucho que cueste. Aunque ya se que esto es por ahora,casi imposible.

 

lunes, 30 de diciembre de 2019

UN INCIDENTE

 

Yo, que fuí durante unos cuantos años cónsul general honorario de Austria en Barcelona, sé que en las representaciones diplomáticas, no se mueve nada sin la autorización del gobierno del país. Los embajadores y los cónsules, son los invitados permanentes de las autoridades del Estado  receptor, y corren siempre un riesgo alto de que su hígado naufrague por intolerables dosis de whisky y otros semejantes brebajes. Fuera de la concurrencia a bienvenidas, fiestas nacionales y otros eventos más o menos singulares, la representación diplomática no ofrece muchas particularidades dignas de interés. 

Hablo de ello por las noticias que han aparecido acerca del incidente protagonizado por la encargada de negocios de la embajada de España en Bolivia ante la representación de Mexico. Funcionaria diplomática que, según testigos han manifestado, iba acompañada por enmascarados, dispuestos a acceder a la embajada mexicana, donde se hallan  refugiados ciertos altos cargos del gobierno de Evo Morales. El gobierno provisional boliviano ya ha denunciado el «colonialismo» de Pedro Sánchez al querer rescatar a estos personajes a fin de que no tengan que rendir cuentas ante la justicia.

A las puertas de fin de año, ésta no deja de ser una noticia divertida. Y del todo inesperada. La oposición, PP y Vox, ya han denunciado el silencio de Sánchez que a esta hora aún no se han pronunciado. El nuevo gobierno de Bolivia ya ha hablado de Podemos. Del dinero que Morales y sus acólitos le pagaron a sus dirigentes y del riesgo que ahora corren de que se conozcan los manejos de Pablo Iglesias y sus amigos con el depuesto presidente. Sería por tanto el ejecutivo español,- el propio Sánchez- el que empujado por Iglesias, hubiera instado a su representación diplomática en La Paz, a realizar unas extrañas actuaciones con fines igualmente tenebrosos.

La ministra de Asuntos Exteriores ya ha dicho que se ha mandado a una comisión desde Madrid, para que investigue lo sucedido. E imagino que el gabinete debe estar considerando cuál es el mensaje que se va a dar. Por el momento lo único que ha manifestado es que la encargada de negocios, efectuaba una visita de «cortesía» a la Embajada mexicana. «Cortesía», producida a una hora, digamos, poco cortés, a las 8 de la mañana, hora local. Y menos «cortés» aún, si iba acompañada por unos encapuchados.

También desde el gobierno boliviano se ha mezclado el reproche a este nuevo «colonialismo» con las andanzas de un James Bond, vista la escenografía  del suceso.

Para terminar el año, el asunto no está mal. ¿Qué os parece?

 

lunes, 30 de diciembre de 2019

Si YO FUERA MARCHENA

 

Si yo fuera Marchena, diría lo siguiente:

«Se deniega la solicitud de inmunidad de Oriol Junqueras, en base a los siguientes razonamientos:

1.La solicitud del Tribunal Supremo, se efectuó en un momento procesal en el que Oriol Junqueras, se hallaba en prisión preventiva.

2.La respuesta del Tribunal europeo se corresponde por ello con la pregunta formulada. Y señala que procedía la inmunidad en el momento temporal relativo a dicha prisión preventiva.

3. En ningún momento se refiere el mencionado Tribunal a la situación del ahora condenado, es decir al supuesto de que la sentencia ya sea firme.

4. El Tribunal no se pronuncia acerca de aquel extremo, ya que no se formuló en este sentido, la pregunta pertinente.

5. La Resolución del Tribunal europeo no influye, no vincula, ni tiene por ello relación alguna, con la sentencia de este Tribunal, que es firme.

6. A mayor abundamiento, las partes no solicitaron la suspensión del trámite de dictar sentencia, en tanto no se hubiera recibido la resolución del Tribunal europeo.

7. En virtud de lo expresado en los anteriores fundamentos, no cabe alterar o modificar la situación del condenado, de acuerdo con la sentencia dictada por este Tribunal.

8. Procede rechazar por ello la solicitud de la defensa de Oriol Junqueras, en  relación con la declaración de inmunidad de su patrocinado.»

¿Se apartará mucho el Juez Marchena de estos planteamientos?

No lo creo. Dificilmente puede hacer otra cosa.

 

sábado, 28 de diciembre de 2019

TRUMP. ¿VIVO O MUERTO?

 

Si la economía no hubiera funcionado, si hubiera entrado en crisis, Trump estaría muerto. Ni los suyos le apoyarían. Pero, no. El desempleo es mínimo. La Reserva Federal controlada. El contencioso con China, se ha apaciguado. Aunque sin anotarse resultados muy apreciables, lo de «USA first», los americanos, primero, es un slogan que para muchos funciona.

Para los demócratas Trump es un presidente absolutista, que desprecia el derecho y las leyes. Que vulneró la Constitución , comprando la voluntad de los políticos de Ucrania, para perjudicar a su rival, Joe Biden y a su hijo, consejero de un grupo industrial de este país.

Pero para los americanos este desliz, este menosprecio de las normas y las reglas del Estado, tiene un menor calado. Trump actúa como el ejecutivo máximo de una empresa.  Cambia a los directores que no le sirven o que no atienden a sus instrucciones. Su objetivo es el propio de una empresa. Porque los EEUU son una gran empresa. Importa por tanto un balance y una cuenta de pérdidas y ganancias, positiva. En la práctica de la calle, esto significa, crecimiento sostenido, menor déficit exterior, inversión, ocupación, consumo. Estos son los retos que se ha impuesto el presidente.

De momento  los está afrontando con cierta fortuna. Y con esta situación, el «impeachment» se quedará corto. 

Los republicanos lo saben.

Pero siguen apostando por si el presidente, comete algún serio tropiezo.

Porque con Trump, nunca se sabe.

 

sábado, 28 de diciembre de 2019